martes, 17 de abril de 2012

"Según te muevas cambian tu mente y tus emociones" - La Contra de La Vanguardia

Por: Ima Sanchís

 
Graciela Figueroa, bailarina, coreógrafa y terapeuta psicocorporal

Nací hace 68 años en Uruguay, adonde he vuelto tras vivir en Nueva York, Chile y Brasil. He fundado y dirijo varias escuelas Espacio Movimiento-Río Abierto en España. Los políticos se comportan de manera muy infantil. Creo en planos superiores de nosotros mismos.

Empecé a bailar en una academia a los 2 años.

Precoz.
A los 3 ya actuaba en teatros y a los 9 era integrante de un grupo de vanguardia.

Y a los 20 era una coreógrafa famosa.
Tenía excelentes críticas, así que todo empezó a rodar; recibí varias becas (la Fulbright del Departamento de Estado de EE.UU., la Marta Graham, la Guggenheim Foundation) y me instalé en Nueva York.

¿Sin escollos?
Cuando tú estás en expansión, las cosas que necesitas vienen. Descubrí que lo que tú vales lo vales en cualquier parte, y ese es un descubrimiento importante.

Se trabajó por fuera y por dentro.
Desde muy joven fui consciente de mi sombra, de que todo lo que vivimos por dentro acaba saliendo, y de la capacidad que todos tenemos de transformarla.

miércoles, 11 de abril de 2012

"Lo que pensamos genera emociones, pero también lo que comemos"

Por: Josep Fita

 
 Montse Bradford 

Escritora y experta en nutrición y energética, esta barcelonesa defiende en su último libro, 'La alimentación y las emociones', que existe una causa-efecto entre lo que ingerimos y cómo nos sentimos después. 

Fundadora de varias escuelas de cocina, esta barcelonesa de nacimiento, afincada en Londres desde 1978 hasta 2006 (ahora reside en la Ciudad Condal), ha dado clases en la Escuela Universitaria de Enfermería y Fisioterapia Blanquerna e impartido cursos por toda Europa y también por Sudamérica. Galardonada con el Premio Verde 2008 (Fundación José Navarro) por su trabajo a favor de la alimentación responsable y el desarrollo sostenible, ha escrito más de diez libros. El último, La alimentación y las emociones.

Usted defiende que ciertas emociones nos vienen dadas por lo que consumimos.
Tenemos que ver de dónde vienen las emociones. ¿Las compramos en el supermercado? Las emociones tienen dos orígenes. El pensamiento, lo que pensamos genera emociones, pero también lo que comemos. Si tomo un vaso de agua o de whisky mis emociones serán muy distintas. ¿Y por qué generarán distintas emociones? Porque atacarán a diferentes órganos. Si yo ingiero alimentos que me bloquean el hígado, o la vesícula biliar, tendré emociones de ira, cólera, agresividad, impaciencia… porque cada órgano, dependiendo de si funciona bien o mal, genera unas u otras emociones. Esto está totalmente constatado en la medicina china de hace tres o cuatro mil años.

martes, 3 de abril de 2012

¿Cómo afecta el amor a las personas y a la sociedad?

Por: Maite Asensio Lozano
Traducción de Maialen Berasategi. Orijinala euskeraz irakurri

Mari Luz Esteban, Antropóloga Feminista


Mari Luz Esteban, antropóloga en la UPV, es ya un referente en el área de la investigación de las emociones. Acaba de reunir el trabajo realizado durante cinco años en su libro ‘Crítica del pensamiento amoroso’, y, de esta manera, pone sobre la mesa un tema abandonado por el feminismo: ¿cómo afecta el amor a las personas y a la sociedad? La misma Esteban admite que el amor es «muy importante» en su vida, «pero no lo más importante; también existen otras cosas».
¿Por qué motivo el feminismo ha trabajado tan poco el amor a nivel teórico?

Entre otras muchas razones, porque tenemos el amor bastante naturalizado y esencializado; porque lo consideramos algo intrínseco: parece que está ahí, que lo sentimos todos los seres humanos, que es incontrolable… Y eso resulta problemático, porque, si es así como comprendemos el amor, nunca nos plantearemos una necesidad de reflexionar y discutir sobre ello. Es algo aceptado por la sociedad, y, hasta cierto punto, también por las feministas, a pesar de que seamos críticas y conscientes de los efectos que tiene el amor en las mujeres.

lunes, 2 de abril de 2012

¿Sabes cuántos cerebros tienes?

Por: M. Angeles Molina
Directora y Psicóloga de PSINERGIA

   

La brillantez humana, el compromiso y creatividad pueden estar inducidos mucho menos por nuestra mente que por otros centros de inteligencia recién descubiertos: el segundo y tercer cerebro, ubicados en los intestinos y el corazón. Este artículo desmonta la visión tradicional que tenemos de cómo percibimos, procesamos y damos respuesta a nuestra realidad.
   
Según el modelo tradicional, cuando tenemos una experiencia, esta nos llega a través de los cinco sentidos primarios y entra en el sistema nervioso, siendo procesada la información por el cerebro craneal y respondemos con una conducta determinada. Conclusión, todo se procesa y elabora en la cabeza.

Sin embargo, y gracias a los avances en neurociencia, ahora sabemos que la inteligencia está distribuida por todo el cuerpo. Cuando tenemos una experiencia directa, esta no va directamente al cerebro de la cabeza. Primero llega a las redes neurológicas del tracto intestinal y del corazón. Cada contacto con la vida nos crea un sentimiento visceral. Puede que lo percibamos como un “hormigueo en el estómago” o como un “nudo” de tensión intestinal o una excitación. O, si estamos muy adiestrados para permanecer siempre en la cabeza (personas racionales y poco emocionales), puede que no lo notemos en absoluto.

El Segundo Cerebro: El intestino.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...